15/7/07

Plaza Roja

Ya casi es de noche y no hace frío ni calor. Es una temperatura de centro comercial. En la plaza Roja muchos toman el aire. Veo a un gordo apoyado en el cemento del respaldo de un banco frente a un cajero de Caixa Galicia. Es un señor de unos cincuenta y tantos, con sandalias, calcetines gruesos, pantalón que le llega hasta las tetas y una camisa de cuadros abotonada hasta arriba, con una bufanda de carne protegiéndole el cuello de la camisa. Tiene una panza que impresiona y se destaca redonda bajo el pantalón. Si abriera la cremallera le podrían operar de apendicitis, pero poco más, porque para mear tendrá que desabrocharse, creemos. Me llama la atención su observación atenta de algo para lo que usa una lupa; parece un cuadernillo. Poco a poco me voy acercando y me fijo. La lupa es grande y el cuadernillo una libreta de banco, azul, quizá de Caixa Galicia. Tiene los labios mojados, y el bigote estrecho me parece alemán, no sé porqué. Está muy peinado y le brilla la frente por la luz de las farolas.

5 comentarios:

Alexandrós dijo...

Recuerdo cuando se adoquinó la Plaza Roja. Es decir, cuando se tapó la tierra de esa mítica plaza bolchevique a la que bajábamos por la cuesta de Follas...otros tiempos.
Un abrazo

Mabalot dijo...

Ya no es lo que era, Alexandrós. Estuvo un año y pico la plaza con vertida en un cráter, para hacer un aparcamiento subterráneo, y al final la dejaron muy sosa, todo cemento, que parece una estación de autobuses de pueblo.

La cuesta de Follas novas la llamaban cuando yo era estudiante la cuesta del coño, porque al ser tan empinada siempre se soltaba un "coño" cuando ya no se podía más.
Un abrazo.

Portorosa dijo...

Y éste. También muy bien escrito. Como siempre, por otra parte.

AmphiGoreouS dijo...

Hola! He leido alguna de tus entradas y me han encantado. Me parece que tu blog es genial, teniendo en cuenta las cosas que se ven por ahí. Por eso me gustaría hacer un enlace desde mi página a la tuya, espero que no moleste. xx

Mabalot dijo...

Gracias, Porto y amphioreous,y bienvenida...